Icono del sitio 𝕋𝕠𝕕𝕠 𝕤𝕠𝕓𝕣𝕖 𝕝𝕒𝕤 ℙ𝕝𝕒𝕟𝕥𝕒𝕤

Cómo cultivar los Arándanos en tu casa

cultivar los arándanos

Arandano rojo americano y negro. como cultivar los arandanos en maceta

¿Por qué sería bueno poder cultivar los arándanos en casa? Aparte de ser muy reconfortante y relajante poder hacerle seguimientos al crecimiento de esta planta, también posee muchas propiedades curativas muy importantes.

Las frutas de los arándanos son bayas redondeadas de color negro azulado o rojo intenso. Crecen en las cuencas de carácter ácido de las zonas más frías del Hemisferio Norte. El arándano es una fruta con gran contenido de fibra, la que puede ayudar aun funcionamiento normal de la digestión. Contiene vitamina C, antioxidantes y químicos que pueden disminuir la inflamación y combatir las células cancerígenas.

Clima recomendado para cultivar los Arándanos

La planta de Arándano es resistente al frío, pero necesita el máximo número de horas posible de la luz natural directa. Sin embargo, no necesita un riego en abundancia y le asienta mejor el riego por goteo o por gravedad. Si la zona es húmeda no es necesario echarle agua durante el otoño y el invierno.

Es decir que puedes ubicar un lugar en tu casa que mantenga una temperatura entre los 15 y 20 grados y que mantenga la humedad y así podrás sembrar los arándanos en macetas.

Suelo necesario para el cultivo de arándano

Tras limpiar el terreno se la aporta calidad mediante mezcla de turba y humus de lombriz, humedeciéndolo correctamente. El suelo deberá estar humedecido antes de la siembra y la tierra debe asegurar que mantenga una acidez o pH que oscile entre 4 y 5,5.

En el momento que se realice la plantación es aconsejable la colocación de un mantillo que conserve tanto la acidez como la humedad. La distancia recomendada entre plantas es de 2 mts, y enterrados a unos 5 ó 10 cm de profundidad.

Variedades o Tipos de Arándanos

En el mundo existen unas 200 clases de arándanos agrupadas en 4 categorías: arbustos altos, bajos, híbridos de media altura y ojo de conejo, aunque el más común para el cultivo es el arbusto alto. En cuanto a sus frutos, se pueden distinguir cuatro variedades fundamentales con características muy diferenciadas entre sí.

Planta de Arándanos Rojos y Azules– Imagen Pixnio.com

Plantación y Cultivo de Arándanos

Los arándanos se plantan finalizando el otoño y comenzando el invierno. Para todo árbol frutal, el momento menos agresivo para su manipulación y plantación son cuando las temperaturas son bajas y para evitar pérdida o deterioro de plantas deberías plantar los arbustos en tierra a finales del otoño.

Cómo Cultivar los Arándanos

Los arándanos se pueden cultivar por la extracción de las semillas es sencillo el procedimiento. Se aprieta el fruto y separas la piel y los restos del fruto de las semillas mediante un lavado de agua. En una caja de poliespan con agujeros en su parte inferior plantaremos las semillas a unos 7 u 8 cm de profundidad, cubriéndolas con musgos que previamente hayas molido y humedecido.

El semillero se debe situar en un lugar donde la temperatura se sitúe entre 15,5 °C y los 20 °C tapándolos con papel periódico. Más o menos al mes se puede situar los vástagos en el exterior para que continúen creciendo hasta los 5 o 7 cm de altura, para luego trasplantarlos. Aproximadamente a las 2 o 3 semanas será el momento de echarles abono líquido. La cantidad que debemos usar, será la mitad de la recomendada en el recipiente.

Sembrar arándano en Maceta

Para cultivar arándanos en macetas se recomienda haber adquirido la planta en plantones, si estás ante una planta joven la maceta a utilizar debe tener un contenido mínimo de 20 litros. Una vez alcanzada la madurez de la planta más o menos 4 años se debe trasplantar el cepellón de arándano a una maceta cuya capacidad alcance los 70 o 80 litros.

Debemos tomar en cuenta que las macetas no aportan la protección necesaria para el frío en invierno de igual modo que los haría el suelo, por lo cual es aconsejable proporcionarles el aislante necesario como un fondo hecho con forraje. Los arándanos en macetas deben ser reemplazados cada 2 años.

Cuidados necesarios para cultivar los Arándanos

Acolchado

Esta labor se puede realizar con material orgánico o sintético. El acolchado organizo se puede realizar con certeza de pino, serrín de conífera, paja o turba. Presenta la ventaja de incorporar materia orgánica al suelo y mejorar su estructura, el inconveniente debe tener poca duración (4-5años) y no evita la propagación de malas hierbas.

Por lo tanto, se suele utilizar material sintético para el acolchado, siendo el plástico negro el mas empleado, este se realiza en forma simultanea con la instalación del sistema

Fertilización

El cultivo de arándanos no presenta una gran exigencia en fertilizantes, siendo incluso, sensibles al exceso de sales. Por esta razón es conveniente que el suministro de nutrientes se realice mediante fertirrigación, lo cual es aconsejable realizar un análisis foliar antes de su aplicar el procedimiento.

Riego

Se emplea un sistema de riego localizado. Es importante mantener el terreno húmedo, evitando en todo momento el empozamiento del agua. El agua de riego debe ser de buena calidad y no presentar elevada salinidad ni exceso de calcio, boro o cloro.

La demanda de agua es mayor en los meses de primavera, que se corresponden con el engrosamiento y maduración del fruto y en la época de mayor evapotranspiración (meses de verano). Además, durante esta época tiene lugar la iniciación floral, el cual es importante el riego para el desarrollo de las yemas florales.

Poda

Tras la plantación y durante la parada vegetativa (otoño), conviene eliminar la primera mitad de las ramas, además de aquellas que estén dañadas.

El objetivo de esta poda en el primer año de crecimiento y evitar la floración, ya que su fruto no es óptimo para la comercialización. También es conveniente realizar una poda en verde a finales de primavera, así se pretende que la planta adquiera virgo y que el año siguiente sea capaz de producir.

La poda se realiza con el fin de conseguir una estructura equilibrada que de lugar a una producción regular y fácil manejo. Por lo general se suele llevar una poda de formación en la que se dejan unas 8-10 ramas principales. Es conveniente realizar anualmente podas que den lugar a nuevos y vigorosos brotes que garanticen una buena producción.

Al transcurrir 5-6 años es recomendable realizar una poda de rejuvenecimiento, esta poda consiste en eliminar cada año un tercio de las ramas envejecidas y al cabo de 3 años de esta práctica se logra obtener una planta rejuvenecida.


Te puede interesar: Tipos de Poda


Plagas

Las plagas que atacan el cultivo de arándanos tenemos:

Enfermedades


Contenido de interés: Como prevenir las enfermedades de las plantas


Como Realizar la Propagación de los Arándanos

La propagación o multiplicación del arándano se realiza de forma vegetativa. La propagación por semilla se lleva a cabo, únicamente para la investigación de nuevas variedades.

Propagación por Esqueje

En este método se utilizan un esqueje bien verde, o con madera de año. Se deben obtener esquejes de unos 8 cm de longitud con 4-5 yemas vegetativas y ausentes de yemas florales. El corte debe ser en bisel y por debajo de una yema.

Una vez obtenido los esquejes de una plantación de plantas madres, se deben colocar en invernaderos. Con el fin de facilitar el enraizamiento, se puede aplicar hormonas enraizantes como puede ser AIA (ácido indol acético), ANA (ácido naftilacetico) O AIB (ácido indol butírico).

La temperatura óptima de enraizamiento debe oscilar entre 18 y 23 °C. Una vez finalizado el enraizamiento, dichos esquejes se deben trasplantar en bolsas de 20-25 cm de diámetro, para su posterior traslado al vivero. Estas plantas se deben mantener en las condiciones favorables para el cultivo.

Multiplicación o propagación In Vitro del Arándano

Es la técnica de mayor éxito y la más empleada. Su principal ventaja es que el material vegetal está libre de enfermedades, siendo su inconveniente el alto costo de producción.

La técnica consiste en regenerar brotes a partir de segmentos de hoja, brote directa de yemas a partir de estacas, tanto de plantas maduras como juveniles, una vez enraizado su material vegetal, se trasplanta a bolsas de plástico, cultivándose de la misma forma que las estaquillas durante un periodo de 1-2 años.

Diferencia entre la propagación In vitro y estaca del arándano

Recolección de los Arándanos

La época de recolección varía en función de las variedades empleadas y del destino del fruto, siendo normal, desde finales de primavera a finales de verano. La recolección se inicia cuando el 10-15% de los frutos están maduros.
Se recolecta gradualmente, ya que no todos los arándanos se maduran al mismo tiempo.

Si el fruto va destinado para consumo en fresco, la recolección se realiza de forma manual y cuidadosa, llevándose a cabo 3-8 pases cada 7 días aproximadamente. La selección de los arándanos se realiza según el índice de madurez, color y tamaño.
Cuando la fruta va destina a industria, la recolección puede ser manual o con maquinaria, realizando 1-2 pases como máximo. El inconveniente de la recolección mecanizada reside en que no hay recolección selectiva del fruto, por tanto aumenta el número de piezas a destrío.

Otras publicaciones relacionadas a las plantas

Difunde el Amor en las redes sociales
Salir de la versión móvil