Fertirrigación o fertirriego: mejora la nutrición de las plantas

La fertirrigación o fertirriego es sin duda una herramienta para mejorar la nutrición de las plantas y respetar el medio ambiente. Como es una técnica útil, pero no siempre fácil, a continuación encontrarás un manual con explicaciones y consejos prácticos para conocer bien el proceso de fertirrigación y sacarle el máximo partido.

¿Para qué sirve la fertirrigación?

Como sugiere el propio término, la fertirrigación se refiere a una técnica de riego que permite la distribución de fertilizante junto con el agua. Es un proceso de fertilización controlado y dirigido que se ha vuelto particularmente necesario en los últimos tiempos.

El desarrollo en el campo agrícola ha permitido la puesta en marcha de nuevos sistemas de microrriego. Esto ha supuesto una localización cada vez más precisa y eficiente del agua y una importante reducción del volumen de suelo húmedo, que se utiliza de forma limitada y muy intensiva. La fertilización, es decir, la introducción de fertilizantes en el agua y su distribución en el suelo a través de los sistemas de riego, cumple precisamente este propósito.

¿Cómo funciona la fertirrigación?

Fertirriego para plantas en macetas
Sistema de fertirriego para plantas en macetas

La fertirrigación se logra disolviendo los fertilizantes en agua, que luego se esparcen sobre el suelo. Sin embargo, es un proceso muy delicado, ya que la preparación de la solución puede incluso provocar reacciones químicas graves.

Artículo de interés: Preparación y riego de los suelos

Es importante que los productores conozcan las relaciones químicas entre los elementos para garantizar la disolución completa de los fertilizantes de forma segura. Para un uso eficiente y racional de la fertirrigación, es importante conocer algunos factores, entre ellos:

  • Las necesidades nutricionales, hídricas y minerales del cultivo;
  • La fertilidad del suelo;
  • El periodo de asimilación de los diferentes nutrientes ligado a los principales estados vegetativos del cultivo y, sobre todo, dos factores importantes, el tiempo de sedimentación y las variaciones de temperatura.
Saber más  Identificar y combatir el moho en tu jardín

Con respecto al primer factor, los lectores deben tener en cuenta que algunos fertilizantes no son completamente solubles. Una vez disuelto, aún puede haber pequeñas partículas sólidas en la solución que pueden obstruir los filtros.

Por lo tanto, las soluciones de nutrientes deben asentarse durante un tiempo suficiente, alrededor de 15 a 30 minutos, para que las partículas no disueltas se asienten en el fondo del depósito y se complete el proceso. Por otro lado, el control de los datos climáticos y las respectivas variaciones de temperatura es fundamental, ya que la mayoría de los procesos de disolución consumen energía.

Cuando se disuelven fertilizantes en concentraciones relativamente altas o se usa agua muy fría, este proceso de enfriamiento puede hacer que las sustancias disueltas se precipiten fuera de la solución. En este caso, los agricultores deben evitar usar agua fría o diluir la solución madre.

Una vez preparado, se recomienda conservar la solución en un recipiente hermético, en un lugar protegido, ventilado y sombreado. Luego, los tanques deben colocarse en una estructura de contención, posiblemente de fibra de vidrio de color oscuro, para protegerlos del riesgo de impacto o vuelco. La válvula de salida debe instalarse a 5-10 centímetros del fondo del tanque para que los desechos no sean absorbidos por la corriente de riego.

¿Cómo realizar la inyección de solución nutritiva en el fertirriego?

La fertirrigación es más productiva con la aplicación de microrriego y/o riego por goteo. De hecho, se aplica preferentemente con riego local y/o sub- riego.

Sin embargo, las soluciones de nutrientes en el agua de riego se pueden inyectar de varias maneras, incluidas otras tres técnicas de fertilización más efectivas: tanque de desviación presurizado, inyector Venturi y bombas de inyección hidráulicas y eléctricas.

Técnicas de fertilización utilizando la fertirrigación

  • La primera técnica consiste en instalar un depósito con los fertilizantes y una válvula paralela cuyo cierre crea una diferencia de presión entre la propia válvula y el depósito. Luego, el agua fluirá a través del depósito, disolviendo el estiércol y transportándolo al agua de riego.
  • La segunda técnica es el uso de tanques que limitan la sección transversal del flujo y, a través de un proceso de succión, el fertilizante es transportado en el flujo de agua de riego. Este proceso requiere mucha energía y una presión muy alta, y solo debe utilizarse en situaciones en las que las condiciones de funcionamiento de la instalación sean conocidas y estables.
  • Finalmente, en la tercera técnica, la solución fertilizante, colocada en un depósito abierto, es aspirada por bombas y luego inyectada al agua de riego a mayor presión. Esta técnica, gracias al uso de electrobombas, ofrece mayor caudal y capacidad de trabajo.
Saber más  Identificar y combatir el moho en tu jardín

Cómo hacer una fertirrigación por inyector venturi paso a paso

Esta es una de las técnicas que puedes utilizar si dispone de espacios reducidos para tus huertos y jardines. Además de ser la más asequible si no se dispone de muchos recursos económicos.

Aquí te dejo un video del Youtuber EL Campo plus donde explica paso a paso como realizar el sistema venturi para realizar fertirrigación en siembras de invernadero.

Sistema Venturi para fertirriego en siembra de invernadero

Mantenimiento de un sistema de fertirrigación

Como explicaremos en detalle a continuación, en comparación con un sistema de riego tradicional, el sistema de fertirrigación requiere más precisión, mantenimiento y mayor costo. De hecho, este tipo de instalación está altamente automatizada y requiere el uso de sistemas de fertirrigación automatizados, unidades de control, controles remotos y otros sistemas de control externos.

Todos estos equipos, y en particular los dosificadores de fertirrigación, se pueden comprar y autorizar de forma segura en las casas agrícolas de confianza. Los sistemas para detectar el pH y la salinidad de la solución también son importantes. Además, se requiere un mantenimiento constante de los equipos y una limpieza a fondo de las herramientas utilizadas.

Ventajas y desventajas de los sistemas de fertirrigación

No todo es color de rosa, cada sistema tiene uno pro y contra y en el sistema de fertirriego no es la excepción. Entre las ventajas y desventajas que podemos conseguir en la inyección de soluciones nutritivas por medio de la fertirrigación tenemos:

PRO

👍 Alta eficiencia en el uso y aplicación de los fertilizantes.

👍 Adaptabilidad a las distintas etapas de evolución de los cultivos.

👍 Uso en suelos empobrecidos y marginales de recursos nutritivos.

Saber más  Identificar y combatir el moho en tu jardín

👍 Reducción de los usos de maquinarias agrícolas en la compactación de los suelos.

👍 Aumenta la posibilidad de los usos de fertilizantes líquidos y gaseosos.

👍 Reducción de daños a los cultivos en la etapa crecimiento.

CONTRA

👎 Necesidad de capacitación técnica para la manipulación e instalación.

👎 Mantenimientos frecuentes, que pueden aumentar los costos.

👎 Obturación y tapado de válvulas dosificadoras.

👎 Necesidad de conocer la dosificación adecuada, para no quemar o dañar las plántulas.

👎 Supervisión permanente de personal altamente calificado, para asegurar la eficiencia en el uso de los fertilizantes.

Si deseas aprender más sobre el sistema de fertirriego te dejo el enlace al manual técnico de fertirrigación. Allí podrás conocer y reforzar más si deseas tener cultivos a gran escala.

Gracias por leernos, si te ha gustado comparte este artículo en tus redes sociales.

Otras publicaciones relacionadas a las plantas

Difunde el Amor en las redes sociales

Deja un comentario

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.